Actualidad Deportiva

La reconquista europea del "British Football".

  04/09/2019

La reconquista europea del "British Football"

La temporada actual ha terminado, y la nota más sobresaliente se la han llevado los equipos ingleses, Liverpool, Chelsea, Tottenham y Arsenal han copado el protagonismo de las competiciones europeas de clubes a modo de Reconquista.

Por primera vez en la historia cuatro equipos de una misma competición local, la Premier League, han disputado los dos títulos que gobiernan el fútbol europeo a nivel de clubes, además se han ganado el derecho al enfrentamiento entre dos equipos de un mismo país en la supercopa europea. Liverpool y Chelsea se disputarán entre ambos el reinado continental.

La historia, si a la Champions League nos referimos, es fácil de contar, incluyendo la antigua denominación de Copa de Europa. Desde su creación en 1955 hasta 1968, ningún equipo inglés había sido capaz de levantar tan preciado trofeo. Ese año el mítico Manchester United de Boby Charlton y George Best, y dirigido por Sir Matt Busby consiguió el primer entorchado para los ingleses, si bien un año antes, un equipo de las islas, el Celtic escocés de Jock Stein había conseguido romper la hegemonía que mantenían los equipos latinos en Europa.

Tuvieron que pasar casi diez años para que el mismo equipo que ahora se ha convertido en el rey de la Europa futbolística, el Liverpool, comenzase una hegemonía de siete títulos en ochos años, junto a dos grandes clubes que hoy militan en la segunda categoría inglesa más conocida con el nombre de Championship, el Nottingham Forest y el Aston Villa. Dato curioso e inexistente en otra segunda división de fútbol de todo el mundo.

Desde 1984 hasta hoy, los clubes ingleses han tenido breves apariciones en la competición reina, en estos treinta y cinco años solo han conseguido cinco títulos, dos el Manchester United, dos el Liverpool y uno el Chelsea. Dato importante es que estos dos últimos clubes consiguieron sus últimos entorchados con entrenadores extranjeros, Rafa Benítez y Jürgen Klopp en el Liverpool y Roberto Di Matteo con el Chelsea.

Curiosamente en la otra competición, Europa League, antes denominada Copa de la UEFA, que cuenta en su historia con cuarenta y ocho ediciones en total, los ingleses solo han podido alzar el título en nueve ocasiones.

El poderío de la liga más fuerte del mundo a nivel local, pese lo que le pese a La Liga, ha puesto de manifiesto el dominio absoluto de los equipos ingleses en todo el continente. Ahora bien, para adquirir esa supremacía han necesitado de los técnicos extranjeros, los cuatro semifinalistas estaban dirigidos por un alemán, un italiano, un español y un argentino.

Lo que les acabo de mencionar no solo es una afirmación mía, ya hace bastantes años, Herbert Chapman bien conocido por todos los amantes de las tácticas futbolísticas, después de su llegada al Arsenal en 1926, lo que para él era todo un desafío, se expresaba así sobre la poca creatividad táctica de los entrenadores ingleses:

“Caí en la cuenta de que en Inglaterra había 15 equipos, que terminaban la temporada con escasa diferencia de puntos y el que ganaba el campeonato podía presumir de haber tenido más aciertos o más suerte que los demás. Se me ocurrió entonces que había que inventar alguna cosa que causara sorpresa en los demás equipos y que le permitiera al mío aprovechar esa confusión creada”.

“Fue entonces cuando pensé en la W-M. Sabía que mis colegas ingleses, en general, lentos para comprender y realizar las cosas, tardarían por lo menos tres años en encontrar una réplica a esa táctica”.

Herbert Chapman, tardó casi 4 años en conseguir los primeros éxitos con el Arsenal. En 1929-1930 logró ganar la Cup Inglesa, y en la temporada 1931-1932 consiguió la Liga Inglesa, todo a costa de la torpeza táctica de los entrenadores británicos, una torpeza que salvo en contadas excepciones sigue vigente.

Y un dato que tocará y mucho el orgullo británico: de los once primeros clasificados de la última Premier League, ninguno de estos clubes está dirigido por un técnico británico.

¿Cuánto durará esta reconquista? ¿O quedará supeditada al talento táctico de los entrenadores extranjeros? Para ser los inventores de este juego, su sabiduría estratégica, queda muy en entredicho.