Un doblete de Icardi permite al Inter ponerse en marcha con una victoria

INTER MILÁN 3-0 FIORENTINA FC. Serie A 2017/18 (Jornada 1)

  24/08/2017

 

ANÁLISIS TÁCTICO

Victoria en su debut, convincente el Inter de Luciano Spalletti derrotando 3-0 a la Fiorentina en el debut de la temporada.
Desde el punto de vista táctico el 1-4-2-3-1 se caracteriza por una buena fluidez ofensiva. Los defensas, especialmente Nagatomo, juegan muy alto, colocándose a menudo en la mitad del campo contrario. Pero la movilidad también se ve el centro del campo del Inter. En el centro neurálgico del campo el técnico ha elegido, sorprendentemente, la pareja formada por Borja Valero y Vecino con Brozovic como mediocampista a la derecha de Icardi.
Pioli hizo su debut en el banquillo púrpura desplegando un 1-4-3-3  que se convierte en un 1-4-2-3-1 durante la fase ofensiva con Veretout junto a Sánchez en el centro del campo y el nuevo Eysseric, Dias y Benassi  por detrás de Simeón. En defensa Tomovic se prefiere a Gaspar como lateral derecho.
El juego comienza cuesta arriba para el equipo de Pioli: la Fiorentina estuvo a merced total de los locales, también desde el punto de vista físico. Unos minutos más tarde el Inter toma la delantera con un penalti transformado por Icardi nacido de una acción en la que la defensa violeta (no será la única vez en los primeros 45 minutos) valida un pase, estando la defensa desalineada. (Véase la posición de Olivera).
El Inter mueve constantemente a sus hombres, los tres centrocampistas son libres de ir y atacar la zona de finalización, siempre y cuando uno de ellos, dependiendo de la situación, se quede para hacer un frente en la defensa. El juego del  Inter, con Vecino que registró 67 balones jugados (93% de precisión) y 4 recuperaciones y Borja Valero que hizo 48 pases (92% de éxito) con 7 balones recuperados. Delante el movimiento continua con cortes y entradas de los extremos Perisic e Candreva con el resultado de dejar los pasillos exteriores libres para avanzar los defensas.  El resultado de la concatenación de estos movimientos es la ocupación racional del campo tanto a nivel central como en amplitud.

Este Inter ha conseguido adueñarse del centro del campo de la Fiorentina,  con Sánchez y Veretout  que en pocas ocasiones eran apoyados por el defensa Benassi, mientras por el exterior D'Ambrosio y Nagatomo (defensas)  lograban ayudar a las alas del Inter y poner en apuros a los defensas exteriores de la Fiorentina  Olivera y Tomovic, a su vez poco asistido por Eysseric y Gil Dias en la fase de no posesión.
En la segunda mitad, el partido cambia, incluyendo una caída física del Inter. La Fiorentina se hace dueña del campo: con presión y contrapressing han obtenido mejores resultados y el equipo es más eficaz en la recuperación del balón, en la obstrucción de la fase de construcción del Inter. En consecuencia, ejercen un mayor dominio territorial, llevando mucho peligro. Cristoforo entra y da un aporte mayor que Benassi, tanto en fase defensiva (donde coopera más con Sánchez y Veretout tanto en la cobertura de los espacios como en la presión), como en la fase de la posesión (que actúa en apoyo de Simeone primero y luego de Babacar). Eysseric, centrocampista también se adelanta flanqueando al delantero uruguayo, dejando el carril izquierdo abierto para Olivera.

El Inter se cierra, se retira, y comienza a sufrir por las bandas. Spalletti reacciona cambiando el centro del campo, incorporando a Joao Mario por Borja Valero y a Gagliardini por un decepcionante  Brozovic (32 pases llevadas a cabo, con un  80% de precisión, y 5 pérdidas de balón). Sin embargo, Fiorentina sufrió el 3-0 en su mejor momento, cuando parecía ser capaz de reabrir el partido. El 3-0 hunde a los violeta.

Aun así el triunfo del Inter fue merecido, especialmente por los primeros 45 minutos de juego.
Un buen debut del Inter de Spalletti, que ha propuesto un equipo corto (longitud media 26.77 m), precisos en el juego del balón (531 pases realizados con 85% de éxito, sólo 12 tiros largos) y con un avanzado centro de gravedad, especialmente en la primera mitad. Revisable la actuación de algunos jugadores como el ya mencionado Brozovic y Nagatomo  (22 pases efectuados, el 81% de precisión, pero también perdió 7 balones), buenos en la primera mitad, en problemas en la segunda mitad contra el joven portugués Gil Dias.
Para servir mejor a Icardi que toca sólo 10 balones cerca de la portería opuesta. El argentino es, sin embargo, el protagonista con 2 oportunidades creadas, 4 tiros a portería y dos goles (uno de penalti).
El equipo también tendrá que prestar más atención a la gestión del balón(demasiados balones perdidos 51, diez más que la Fiorentina) y debería revisar además tener más simetría en las fases de ataque, habiendo jugado principalmente por el centro y derecha (38% con D'Ambrosio que jugó 45 balones), descuidando la banda izquierda (19% de los ataques).

LAS CLAVES

  • El juego ofensivo y la Intensidad de la primera mitad del Inter.
  • Las dificultades de la Fiorentina para ahogar al mediocampista Nerazzurri.
  • Los errores de los defensas de la Fiorentina en la acción del penalti que aporta la ventaja temprana del Inter y los errores de Tomovic en los otros dos goles de los Nerazzurri.

En la acción del penalti que da la ventaja al Inter apreciamos la mala disposición de la línea defensiva de la Fiorentina.

La Fiorentina presiona alto pero su presión no está bien hecha y el Inter es capaz de salir de la presión sin dificultad.

La disposición asimétrica del centrocampo de la Fiorentina con Benassi que en fase ofensiva se adelanta como mediocampista en el centro-derecha.

En esta imagen nos damos cuenta de cómo Vecino baja para ayudar enla fase de construcción Nerazzurri.

En fase ofensiva del Inter Borja Valero y Brozovic están abajo, mientras que Vecino avanza ocupando el espacio libre dejado por Sanchez que sigue a Brozovic en su movimiento.

Un imagen más de la fase ofensiva del Inter en donde vemos como Candreva se mueve mucho con Nagatomo jugando muy alto.

El Inter también es cuidadoso en la fase defensiva, quedando corto y estrecho en el lado fuerte del balón.

En el tercer gol del Inter vemos cómo Tomovic pierde contacto con Perisic apretando demasiado cerca a Astori que está marcando a Icardi. En la imagen más pequeña apreciamos desde otro ángulo como Perisic está listo para arrancar  ala espalda del defensor de la Fiorentina.

 

 

ANÁLISIS ESTADÍSTICO