Jos Escrich

Editorial de la Edición  112

- José Escrich / Entrenador Nacional FS Nivel III R.F.E.F.

Un septiembre atípico

Pasado ya el verano y entrando en Septiembre y con ganas de volver a encontrar nuestra rutina de siempre, que dicho de paso creo que ya la necesitábamos, nos encontramos ante una situación poco habitual.
En estos días estaríamos pendientes de nuestra competición y de ver y disfrutar de este deporte y ahora mismo los equipos han tenido unas vacaciones más largas de lo habitual debido a la celebración del mundial de Colombia.
Los únicos jugadores que no han tenido esas vacaciones son evidentemente los jugadores internacionales que han tenido que ponerse las zapatillas antes que el resto de compañeros y han realizado un par de concentraciones para estar lo mejor posible en este mundial.
No olvidemos que somos una selección de las que optamos a ese título junto a Brasil y cualquier detalle puede ser relevante para poder alcanzar el título.
La mayoría de equipos de nuestra competición no cuenta con internacionales y pueden dar comienzo al periodo de preparación con todos sus efectivos pero los grandes equipos son los que se ven más perjudicados a la hora de preparar esa pretemporada que todos consideramos de vital importancia.
Está claro que estos equipos tienen una mayor calidad que el resto pero seguro que a sus entrenadores no les hará mucha gracia el tener que comenzar los entrenamientos sin todos ellos.
De sobra sabemos de la valía que tienen y sabrán cómo ganar tiempo una vez hayan vuelto todos y puedan ensamblar el bloque y hacerlo funcionar al máximo rendimiento. De momento completarán las sesiones con gente de categorías inferiores y comenzarán el trabajo de la mejor forma posible.
Imagino que también estarán muy pendientes del desarrollo del mundial y de los partidos donde hayan jugadores de sus equipos deseando que no tengan ningún tipo de percance y puedan volver en las mejores condiciones posibles porque si al retraso de inicio le sumamos más tiempo con la recuperación de alguna lesión, los impedimentos aumentan y la exigencia que tienen por ganar no va a bajar.
Si algo tiene la competición española es la garantía de que muchos equipos van a estar a un gran nivel y seguro que serán super competitivos y eso hará que si cualquier equipo grande no está en su mejor versión puede ser superado por ese grupo de equipos que hemos comentado antes.
Por eso los entrenadores de los equipos importantes estarán disfrutando de este mundial como cualquier aficionado a este deporte, pero deseando que termine pronto y disponga de sus jugadores y estos vuelvan en perfectas condiciones.
Si hemos comentado la preparación y valía que tienen los entrenadores de nuestra liga y sobre todo los de os equipos grandes, no podemos dejar de estar orgullosos de todos esos entrenadores que han emigrado y a día de hoy muchos de ellos están al mando de alguna selección en este mundial.
Viendo los partidos de esas selecciones uno pronto ve que tienen el sello de su seleccionador y aunque las cosas hayan podido salir mejor o peor se nota una evolución muy evidente de lo que han progresado.
Debemos estar orgullosos de los entrenadores que tenemos en nuestro país y a día de hoy son demandados de ligas extranjeras para dar un salto de calidad para sus equipos o selecciones.
No tenemos que relajarnos y debemos seguir preocupándonos por la formación de todos ellos, sobre todo de los que están ahora formándose, pero creo que vamos por el buen camino y vamos a seguir siendo un referente y seguiremos viendo muchos de los nuestro repartidos por todo el mundo■